Caminos

Image

Mientras andas, levantas la mirada y sólo ves personas. Personas que caminan al azar delante de tu vida. Unas te saludan, otras te ignoran, otras huyen de tí…

Estamos acostumbrados a perseguir nuestras propias metas sin preocuparnos por las de los demás, no nos paramos a pensar en si pisamos el trabajo de alguien para buscar nuestra propia felicidad.

Nos levantamos, hacemos nuestras obligaciones mientras nos encontramos con gente en el autobús, en el mercado, en la oficina o en nuestra clase; y al final, antes de acostarnos, pensamos en nosotros mismos y nuestros logros, sin dedicarles un pequeño tiempo a qué ha hecho el resto del mundo.

Somos una especie que vive en sociedad, pero al final, cerramos los ojos y sólo miramos lo que queremos nosotros, sin abrir los ojos y ver lo que quieren los demás. Quizás ahí está nuestro fallo y por eso no podemos seguir escalando para alcanzar nuevos caminos.

Anuncios